Manzanas

junio 17, 2015 5:15 pm

La Argentina y Brasil reabrieron hoy el comercio frutihortícola, que permitirá reanudar la exportación de peras y manzanas al socio mayor del Mercosur, en momentos en que productores de Mendoza, Río Negro y Neuquén atraviesan una crisis y realizan protestas.

La comercialización de esos productos estaba suspendida desde hace casi tres meses tras detectarse en 15 cargamentos la presencia de la plaga Cydia pomonella, más conocida como “polilla de la manzana”.

La Argentina exporta el 60% de la producción de peras y el resto se destina al mercado interno para ser industrializada (24%) como para su consumo en fresco (16%), mientras que el 75% de la producción de manzana se destina al mercado interno y el resto se envía al exterior.

El ministro de Agricultura, Carlos Casamiquela, consideró a esta reapertura como una “noticia muy importante para los productores y empacadores de Río Negro, Neuquén y Mendoza”.

Casamiquela explicó que los envíos de frutas de manzana y pera, antes de la exportación deberán ser sometidos a un período mínimo de 8 semanas a temperaturas de cero grado y consideró que Argentina “a partir del proceso de producción vigente, toda la fruta en cámara ha cumplido con el tiempo correspondiente”.

El funcionario anunció también que se intensificarán los controles oficiales del SENASA, tanto en la habilitación de lotes como en la inspección de certificación fitosanitaria.

El ministro que quedaron prohibidas por el resto de la presente temporada las exportaciones de envíos provenientes de UMI´s con intercepciones de cydia pomonella en frontera y las exportaciones de empaques que hayan tenido dos o más intercepciones de Cydia pomonella en frontera.

El Ministerio de Agricultura, Pecuaria y Abastecimiento (MAPA) de Brasil había sorprendido a las autoridades argentinas al suspender la importación, dado que no hubo una comunicación previa, como es usual en estos casos.

El levantamiento de la restricción llega cuando está finalizando el período estacional en el que, históricamente, se dan las intercepciones de la plaga debido a cuestiones climáticas y biológicas propias de la misma.

Según se informó los servicios sanitarios de ambos países vienen trabajando desde hace años sobre la base de minimizar los riesgos sanitarios y fitosanitarios sin por ello afectar el comercio bilateral.

El comercio actual de manzanas y peras de la Argentina a Brasil está amparado fitosanitariamente en un acuerdo bilateral que, contempla la suficiente garantía sobre la protección fitosanitaria que se brinda al país vecino, según un comunicado de la cartera de Agricultura.

El ministerio informó que las auditorías realizadas por inspectores de Brasil han dado “resultados favorables y la Argentina ha tomado en cuenta de inmediato e implementado las observaciones puntuales realizadas por los auditores”.

Auditores brasileños realizaron en este último tiempo inspecciones en las plantas de empaque y en los frutales, en el marco del Sistema de Mitigación de Riesgos de la plaga.

Según registros del Senasa, durante el 2014 la Argentina exportó a Brasil más de 137 mil toneladas de peras y más de 49 mil toneladas de manzanas certificadas bajo un Sistema de Mitigación de Riesgos aprobado por Brasil.

Dejá tu opinión

comentarios