0013552730

octubre 14, 2015 8:56 pm

El estadio Norberto Tito Tomaghello fue el escenario del encuentro que protagonizaron River yDefensa y Justicia, válido por la fecha 19 del campeonato doméstico. El partido que había sido reprogramado por la final de la Copa Libertadores se estableció con necesidades diversas: los dueños de casa querían sumar el punto que les garantizase su próxima temporada en Primera, y Marcelo Gallardo empleó el compromiso para darle minutos a los jugadores que habitualmente son suplentes.

Tras el minuto de silencio en homenaje a los cuatro árbitros de la liga cordobesa fallecidos en un accidente automovilístico, el Halcón demostró su agresividad ante la vulnerable defensa visitante. Un pésimo achique de la última línea le dio la posibilidad a Ciro Rius de quedar mano a mano frente a Julio Chiarini, quien desvió el remate con su rodilla. En el rebote, desde la medialuna del área, Walter Busse la colgó del ángulo y festejó el prematuro gol para que Florencio Varela viva una fiesta inolvidable.

El desconcierto del Millonario fue sorpresivo. La expulsión a Marcelo Gallardo, los desbordes de Damián Martínez y las intervenciones de Marcelo Benítez conformaban los factores que le permitían al equipo de Ariel Holan dominar el choque desde todos los puntos de vista. De no ser por la aparición del ex arquero de Instituto, la diferencia hubiese sido mucho más amplia en el comienzo del espectáculo.

En el complemento el ingreso de Rodrigo Mora por Nicolás Bertolo le dio mayor jerarquía al ataque porteño, pero la intensa lluvia que cayó en el terreno de juego atentó contra la propuesta del uruguayo. En tanto, la velocidad del debutante Claudio Salto, quien reemplazó al “Pity” Martínez también aportó otro recurso en la ofensiva de Núñez.

Sin embargo, Defensa y Justicia lo pudo liquidar de contragolpe, pero la actuación de Chiarini mantuvo con vida a River hasta las últimas consecuencias. Al Millonario lo tapó el agua. En cambio el Halcón se aseguró la permanencia y alcanzó a Olimpo en los puestos de la Liguilla Presudamericana. En Florencio Varela sueñan con cruzar las fronteras.

Dejá tu opinión

comentarios