lammens

diciembre 16, 2014 8:48 am

Un ‘mini’ escándalo tomó por asalto el cuadro principal del Mundial de Clubes después de los partidos de Cuartos de Final y antes del inicio de las llaves de Semifinales. A raíz del deplorable estado del campo de juego del estadio de Rabat, que albergó Cruz Azul-Sydney Wanderers y teníaestipulada la recepción del duelo entre los mexicanos y Real Madrid, la FIFA tomó la decisión de ‘mudar’ dicho enfrentamiento al escenario de Marrakech (se jugará mañana desde las 16.30).

El detalle que encendió el reclamo de San Lorenzo es que la primera ‘Semi’ y también el cotejo por el Quinto Puesto (ES Sétif y Sydney Wanderers serán los animadores) se desarrollarán en el césped que el miércoles a partir de las 16.30 verá el debut del campeón de América, en medio de un incesante predominio de las lluvias en la región. Por ende, se teme una degradación evidente del terreno de juego.
Al respecto habló Matías Lammens en diálogo con De Una Otro Buen Momento de Radio La Red y dejó bien en claro que “a nosotros nos perjudica que Real Madrid no haya querido jugar en Rabat. Su reclamo fue atendible y entendible, pero pedimos un trato igualitario. Se van a jugar tres partidos en 24 horas en el mismo campo y no podemos poner en riesgo el físico de los jugadores”.

Dejá tu opinión

comentarios