0013425517

septiembre 25, 2015 9:04 am

En el Néstor Díaz Pérez, Lanús intentó mantener la sintonía positiva de los equipos argentinos en la Copa Sudamericana. En el encuentro válido por los octavos de final, el “Granate” recibió a Defensor Sporting de Uruguay, en un duelo que comenzó con un ritmo muy intenso.

El dominio del conjunto de Guillermo Barros Schelotto era absoluto. Las veloces recuperaciones, junto con las proyecciones de Maxi Velázquez y las intervenciones de Miguel Almirón ponían en jaque a la valla defendida por Martín Campaña, quien se lució con dos maniobras fantásticas para evitar el gol adverso. Además, la pegada de Román Martíneztambién aparecía como un recurso filoso, dado que el ex Estudiantes también tuvo la posibilidad de festejar con un tanto olímpico, pero el arquero volvió a esforzarse para mantener el cero.

Sólo por la falta de efectividad en el último toque y el enorme sacrificio del hombre deMaldonado, el primer capítulo se diluyó en un monólogo carente de emociones. Sin gritos, ni festejos, el “Mellizo” tuvo que recurrir a la charla motivacional para que sus atacantes ajusten la puntería.

En el complemento no varió la sintonía del espectáculo. De wing a wing, la combinación entre el paraguayo y Gonzalo Di Renzo volvió a generar suspiros en el público loca, aunque la definición ancha representó una nueva desilusión. Parecía que el gol era cuestión de tiempo.

Cuando faltaban 20 minutos se produjo la escena que ejemplificó lo acontecido durante toda la noche. Una asistencia milimétrica de Di Renzo encontró una diagonal perfecta de Sergio González, quien a la carrera eludió a Campaña y con todo el arco a su merced, pero con poco ángulo, reventó el poste. El empate no resistía ningún tipo de análisis y el sonido metálico fue el cruel reflejo de la resignación.

Las últimas chances desperdiciadas por Román Martínez y González decretaron el empate que dejó muy conforme a Juan Tejera. El único aspecto positivo que se llevó Lanús fue mantener el cero de local y haber demostrado una producción superior a la de su rival. La clasificación la tendrá que ir a buscar al otro lado del Río de la Plata.

Dejá tu opinión

comentarios