michetti

septiembre 16, 2016 4:39 pm

A través de un escrito de 30 páginas presentado ante el juez Ariel Lijo, Gabriela Michetti pidió esta mañana su sobreseimiento en la causa que se investiga el origen del dinero sustraído en su casa de San Cristóbal.

La vicepresidenta presentó sus declaraciones juradas y las de su pareja, Juan Tonelli, y documentos vinculados a la fundación que preside, y ofreció más de una docena de testimonios para justificar las donaciones a SUMA.

En el escrito detalló de donde provenían los 200.000 pesos y 50.000 dólares -más “algunos artículos de bijouterie”- que les desaparecieron de la habitación de su casa en la noche del 22 noviembre, mientras festejaba el triunfo de Mauricio Macri y su coronación como compañera de fórmula.

La vicepresidenta defendió además el trabajo de SUMA, la fundación que preside, enumeró una serie de obras y aseguró que la ONG fue inscripta debidamente en la AFIP y presentó los balances en la Inspección General de Justicia (IGJ).

Dejá tu opinión

comentarios