Paco Cristina

octubre 21, 2015 5:46 pm

La semana pasada y luego del nuevo pedido de dinero que realizó Pérez a la Nación, los conflictos continúan. Es que el Gobernador, tomó una deuda con la entidad de $2.200 millones que vence el 20 de diciembre próximo y se espera que sea refinanciada en 4 años. Por supuesto el problema en este caso le queda al Gobierno entrante.

Pero las cosas no terminan allí, porque Pérez, considerado hasta ahora uno de los peores dirigentes que ha tenido nuestra provincia, firmó con la ANSES hace un mes, una deuda de más de 300 millones, lo que aseguran será un pozo para la situación monetaria de la provincia, de allí que la UCR rompió en bronca frente al hecho y el diputado Nestor Parés llevó la denuncia a la Fiscalía de Estado,.

Se cree que no se podrá pagar esta deuda debido a los altos intereses y no se puede quedar por fuera que casi por milagro el Gobierno pudo pagar los salarios de los empleados estatales el mes pasado.

Ahora, y con estos elementos sobre la mesa, ¿qué provincia le está dejando Pérez al próximo Gobierno?

Sin embargo, el actual mandatario ya totalmente despreocupado, continúa con su juego, mostrarse frente a las altas figuras de su partido, conseguir una changa para los próximo 4 años, salvarse solo.

Quizá por eso, aunque ha sido un tema que el ha seguido, mientras la provincia se hunde el Gobernador de Mendoza, estuvo presente en el encuentro encabezado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner y el Gobernador Daniel Scioli, en el Salón Versalles del Hotel Alvear de Buenos Aires, donde se reunieron los mandatarios que integran la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos (OFEPHI).

Scioli reivindicó la importancia de incentivar la producción energética por lo que, durante el acto, firmó durante un acta acuerdo con los mandatarios en la que se compromete a poner en marcha un nuevo Programa para la Producción de Gas Natural: por el cual, a partir del 1 de enero, se abonará 5 dólares más por cada millón de BTU generado de manera excedente, respecto al precio que se pagaba a boca de pozo en el año 2014 y que impactará directamente en el cobro de regalías de las provincias.

Al respecto el Gobernador Francisco Pérez dijo que el incentivo es más que importante y llega en un momento en que las provincias productoras de gas y petróleo atraviesan la crisis mundial del sector.

“La política asumida en compromiso por Scioli no sólo elevará el precio hasta que se normalicen los valores internacionales sino que además deja de ser un subsidio y las provincias lo cobrarán como regalías”, indicó Pérez quien subrayó además la importancia que en el encuentro con la Presidenta estuviesen presentes las empresas del sector de gas y petróleo que trabajan en el país como así también el sector trabajador.

De hecho, Scioli al explicar la medida indicó que este aumento es importante para las provincias productoras, “porque va a impactar en el cobro de las regalías que cobran”.

“Nuestro tema estratégico es alcanzar la soberanía energética que se inició en el 2012 con la recuperación  de YPF”, señaló Scioli quien añadió que “con la caída del precio internacional y sus efectos devastadores en el mundo, en Argentina se pudo mantener los niveles de actividad y fundamentalmente de trabajo”.

Allí estuvo Pérez, en un acto con la máxima autoridad del país y con un presidenciable, ese es su trabajo en estos días. Mostrarse.

Dejá tu opinión

comentarios