thiago

noviembre 3, 2016 11:05 am

En enero de este año, una banda de ladrones fusiló al papá de Thiago de un tiro en la cabeza. El hecho ocurrió cuando estaba comiendo un asado con su familia en su vivienda de Vistalba.

Luego de esa gran pérdida, el nene sufrió estrés postraumático y dejó de escribir. Es por eso que fue echado de su colegio, según denunció en los medios su mamá. Aunque desde la institución aseguraron que la razón es la falta de bancos.

La buena noticia de las últimas horas, es que Thiago consiguió lugar en una escuela y podrá arrancar las clases el próximo año.

Una escuela estatal, integrada por un equipo interdisciplinario, lo recibirá. Los profesionales están dispuestos a acompañar el nene durante su duelo y recuperación.

 

Dejá tu opinión

comentarios